Se prohíbe el Cero Patatero

¡Adiós al cero patatero! Según informa Antena3, el próximo curso los profesores no podremos calificar a los alumnos con tan denostado tubérculo. Es una buena noticia para los malos estudiantes: aunque no sepan nada, tendrán un 1 como mínimo. La razón, según parece, es que las autoridades educativas entienden que la mera asistencia a clase ya supone un aprendizaje, por mínimo que sea y que, por lo tanto, el 0 es injusto. Consideran, por otra parte, indeseable que se califique a los alumnos con esta nota porque es la más baja y humillante y podría hacerles pupa en su frágil orgullo. Esta apuesta del gobierno a favor del innatismo y de la tesis del buen salvaje es interesante, pero a mi juicio es:

1) Inútil
2) Absurda
3) Injusta
4) Perjudicial
5) Dogmática

Permitidme que a continuación argumente por qué creo esto.

1) Esta nueva normativa es INÚTIL, porque si de lo que se trata es de eliminar la ‘nota más baja y humillante’, no se consigue, porque aunque ésta ya no sea el 0, la nota más baja y humillante sigue existiendo, pero ahora será el 1. Si no hay 0, sacar un 1 es tan bajo y humillante como sacar un 0.

2) Que es una norma, además de inútil, ABSURDA, se sigue de lo anterior. En efecto, si ahora la nota más baja y humillante es el 1, tarde o temprano, si son fieles a sus principios, se darán cuenta de ello y prohibirán calificar con un 1, de modo que la mínima nota será un 2. Ahora bien, si son coherentes con sus postulados, tendrán que eliminar este 2, por ser la nota más baja y humillante. Este proceso eliminatorio de la nota más baja y humillante seguirá hasta que sólo exista una nota para todos: el 10. Pero en este caso, o el 10 ya no es una calificación (¿qué valor tendría como calificación, si no se puede sacar otra cosa?) o bien es la nota más baja y humillante y también debe ser anulada, con lo cual no hay calificaciones. Así que impedir que se califique con la nota más baja y humillante es impedir que se califique en absoluto.

3) Dada su inutilidad y su carácter absurdo, la norma no puede sino ser, además, INJUSTA. Si en el pasado ha habido alumnos con 0 y alumnos con 1 es porque alguna diferencia habría entre los dos. Al eliminar el 0 no se elimina esa diferencia, de modo que nos quedan dos alternativas:

  • Aquellos alumnos que tendrían un 0 tendrán un 1, y los alumnos que saquen un 1, seguirán con su uno, sin afectar al resto de alumnos. Claro que, los que tienen un 1 también tendrán su corazoncito y dirán que ellos, a diferencia de los de 0 sí que han hecho algo y que, por lo tanto, es INJUSTO que tengan la misma nota que los de 0 y que de haberlo sabido no hubieran hecho nada.
  • Para evitar esta injusticia podríamos subirle 1 punto a los que tuvieran un 1. Esto sería razonable ya que le hemos subido un punto a los que tenían un 0. Pero entonces los que tuvieran un 2 reclamarían, con razón, que a ellos también hay que subirles un punto. Se les tendría que conceder. Por supuesto el efecto dominó de reclamar 1 punto llegará hasta los alumnos de 9, a los que habrá que poner un 10. Pero entonces, ¿qué pasa con los que tenían un 10? Se fastidiarán porque, aunque les parezca INJUSTO, la ley no prevé aumentar la nota ‘más alta y honrosa’.

4) Precisamente por todo lo dicho anteriormente, eliminar el 0 es una medida PERJUDICIAL porque:

  • Perjudica a los alumnos con un 10, a los que no se les puede subir la nota. Y verán cómo sus esfuerzos auténticos son menospreciados, mientras que los esfuerzos supuestos de otros son premiados.
  • Perjudica a los profesores, que tienen que soportar cómo el gobierno se entromete en su labor profesional y decide por ellos despreciando su criterio, autoridad y profesionalidad.
  • Perjudica a los alumnos que realmente merecen un 0, porque regalándoles el 1 se les está engañando vilmente a ellos, a sus padres y al conjunto de la sociedad.

5) Después de todo ésto a nadie le sorprenderá ya que acuse a esta medida, además, de DOGMÁTICA. La razón es que presupone que los alumnos siempre y bajo todas las circunstancias, van a aprender algo. Bueno, precisamente eso, si aprenden o no, es lo que se trata de medir al evaluar, y no se puede presuponer que un resultado nulo no puede darse: eso habrá que verlo. No olvidemos que un alumno puede sacar un 0, bien porque no ha hecho nada y es un completo incompetente, bien porque es el profesor el completamente incompetente (Podría ser, ¿no?). Bien, al presuponer que todo el mundo adquirirá algún conocimiento, se están presuponiendo dos cosas:

  • A) Que no hay ningún alumno completamente incompetente.
  • B) Que no hay ningún profesor completamente incompetente.

El prejuicio se agradece, por la parte que me toca, pero creo que no es racional eliminar un medio que nos permitiría detectar la incompetencia total, en cualquiera de sus posibles sujetos.

Si tengo razón en mis críticas, entonces debemos enfrentarnos con un misterio: ¿Para qué esa medida? Si es inútil, no sirve para nada. Si es absurda, es impracticable. Si es injusta, es indefendible. Si es perjudicial, es inmoral. Si es dogmática, es irracional. Entonces, ¿por qué? A mi humilde entender, y esto es sólo una hipótesis que seguramente será falsa, se trata de una venganza. ¿Contra qué o contra quién? Ustedes dirán…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: